Chimpancés del Parque Nacional del Comoé
Chimpancés del Parque Nacional del Comoé
Investigator
Juan Manuel Lapuente
Institució
Universidad de Würzburg

El chimpancé de África Occidental, Pan troglodytes verus, es la segunda subespecie de chimpancé más amenazada. En Costa de Marfil, sus efectivos disminuyeron un 90% entre 1990 y 2007 debido a la destrucción del hábitat para la agricultura y la caza furtiva, hechos que continúan produciéndose.

Mientras que las poblaciones forestales de P. t. verus se han estudiado durante décadas, los chimpancés occidentales de sabana son mucho menos conocidos. Los chimpancés de sabana del Parque Nacional de Camoé, uno de los más grandes del mundo con 11.500 km2, nunca habían sido estudiados, aunque su presencia era conocida y se confirmó en censos generales en las décadas pasadas. Durante la crisis político-militar entre los años 2002 y 2011, la caza comercial diezmó grandemente las poblaciones de grandes mamíferos del parque. Todos los censos recientes del parque elaborados por la Oficina Marfileña de Parques y Reservas con apoyo de la Wild Chimpanzee Foundation fueron incapaces de detectar la presencia de chimpancés, asumiendo tras el último censo en avión que la población estaba prácticamente extinguida.

Para clarificar el verdadero estatus de estos primates y estudiar la viabilidad de un proyecto de investigación y conservación a largo plazo, el investigador, con la colaboración del Instituto Max Plank, propuso un proyecto preliminar a la Universidad de Wurzburgo, que cuenta con una estación permanente de investigación dentro del Parque de Comoé (RSC). Entre noviembre de 2014 y mayo de 2015, el investigador instaló 20 cámaras trampa en un área de estudio de 900 km2 en torno a la RSC, así redescubrió una población no sólo en buena salud (1.715 nidos localizados y 266 vídeos de chimpancés grabados), sino compuesta por al menos cinco grupos que pueblan un hábitat excelentemente conservado. Esta población representa probablemente la segunda más grande de Costa de Marfil tras la del Parque Nacional de Tai y es con probabilidad la única de chimpancés de sabana en el país con posibilidades de conservación a largo plazo por encontrarse en un parque nacional relativamente bien protegido.

El proyecto, que ya contó con la ayuda económica de la beca Copito de Nieve del año 2015, se ha marcado los objetivos siguientes concretos para esta segunda fase:

- Empezar el proceso de habituación del grupo de chimpancés llamado Aqueos.

- Estudiar la ecología, el comportamiento, el uso del hábitat y el territorio de al menos cuatro grupos de alrededor de la estación de investigación.

- Profundizar en la implicación de las comunidades locales mediante la formación y la contratación de habitantes locales como asistentes de investigación.

- Seguir la colaboración con las autoridades locales (OIPR) para mejorar las condiciones de conservación de los chimpancés y su hábitat y garantizar el futuro del proyecto a largo plazo

Imatges i Videos
Imagen 1279.48 KB